Curiosidades (14): La caída de Jak

Jak and Daxter: El Legado de los Precursores (2001) fue uno de los primeros grandes juegos de PlayStation 2, un juego de plataformas desarrollado por Naughty Dog, el estudio californiano que venía de crear la trilogía Crash Bandicoot para PlayStation.

La primera entrega de Jak and Daxter seguía el estilo marcado por Super Mario 64 y Banjo-Kazooie, pero Naughty Dog tenía la misión de demostrar el salto generacional que suponía PlayStation 2, así que se marcaron como objetivo crear un juego que fuese técnicamente espectacular y de mundo abierto con los escenarios conectados entre sí, sin mostrar pantallas de carga ni separación de escenarios por niveles o fases como era habitual.

Un proyecto muy ambicioso que se logró gracias al trabajo de Andy Gavin, cofundador de Naughty Dog y programador jefe de Jak and Daxter: El Legado de los Precursores, y su equipo, que estuvieron trabajando durante unos 20 meses para crear un lenguaje de programación propio, al que llamaron GOAL (Game Oriented Assembly Lisp), y toda la tecnología detrás del juego.

Todo este trabajo aparentemente sirvió para eliminar las cargas del juego, sobre todo porque crearon y patentaron un nuevo sistema o método que permitía cargar los escenarios en segundo plano, que básicamente lo que hacía era monitorizar los movimientos del jugador para empezar a cargar un escenario antes de que el jugador llegase a ese parte, por lo que se podría decir que sí tenía cargas pero que eran invisibles al jugador, cumpliendo con su objetivo, pero esto a veces podía fallar, así que Naughty Dog pensó en un curioso e ingenioso último truco o “trampa” para camuflar las pantallas de carga.

El sistema creado por Naughy Dog permitía monitorizar los movimientos del jugador para así poder prever cuando ese jugador llegaría a una zona en concreto, empezando a cargar ese escenario antes de que Jak llegase a esa parte, pero si nuestra PlayStation 2 aún no había podido cargar ese escenario, entonces Jak automáticamente se tropezaba y caía al suelo, parando el avance del jugador y permitiendo que la consola tuviese unos segundos más para acabar de cargar el escenario mientras Jak se levantaba del suelo, y así, con la ambición tecnológica de los programadores de Naughy Dog y la ayuda de este último truco fue posible hacer magia: lograr crear el mundo abierto “sin cargas” de Jak and Daxter: El Legado de los Precursores.

Referencias y enlaces de interés:

The (Precursor) Legacy of Jak and Daxter’s Seamless Open World (en inglés)

Behind the Classics: Jak & Daxter (en inglés)

Roy

Fundador de Otakufreaks y apasionado de (casi) todo tipo de videojuegos.

8 Respuestas

  1. Marina dice:

    Uno de mis top 3 plataformas 3D favorito de todos los tiempos (por ahora). :D:D

  2. Gendou_kun dice:

    Que interesante, una pena que no haya podido probarlo aún.

    • Roy dice:

      Si te gustan los plataformas el primer Jak and Daxter es muy recomendable, y además, está disponible para PS2, PS3 y PS4. También está disponible para PS Vita, pero si puedes escoger es mejor que lo hagas con otra versión.

  3. Los de Naughty Dog son casi magos. Jack and Daxter es de los títulos que no he podido jugar de ellos aunque debo de admitir que después de la trilogía de PSX de Crash pasó muchísimo tiempo para que volviera a jugar algo de ellos, hasta que jugué Uncharted 4.

    Me impresiona la serie de recursos que pueden utilizarse y que uno como jugador puede jamás caer en la cuenta a la hora de sortear las limitaciones que puede representar el Hardware.

  1. 06/07/2018

    […] Curiosidades (14): La caída de Jak es una entrada original de Otakufreaks. Puedes seguirnos también por Twitter y Facebook. […]

  2. 16/08/2018

    […] Curiosidades (14): La caída de Jak […]

Deja un comentario